La divina impermanencia

© Aina Climent Belart

© Aina Climent Belart

Todo pasa y todo queda, pero lo nuestro es pasar, pasar haciendo caminos, caminos sobre la mar. A. Machado.

El verano pasado fue para mí un tanto complicado porque murió mi madre. Al mismo tiempo, una persona muy allegada a mí se encuentra desde hace varios meses en un proceso de enfermedad terminal. Estos hechos coincidentes me llevaron a una noche oscura al confrontarme, no solo con la impermanencia, la vulnerabilidad y las pérdidas en general, sino con mi propia muerte y, como no podía ser de otra forma, también con la vida. Una vez más, tomo plena consciencia de la impermanencia de todos los fenómenos y la finitud de toda existencia. Sigue leyendo

Shin: la mente-corazón

SOL

Hay momentos y circunstancias que son como tsunamis emocionales: nos vapulean, remueven y agitan de tal manera que nos llevan a la periferia de nuestro centro, y la Navidad es uno de ellos. En mi consulta soy testigo de ello cada año: semanas antes y semanas después se habla de la Navidad. La mayoría de mis clientes me comentan lo difícil que son estas fechas para ellos. Y así es, son cronologías que revuelven nuestros cimientos, que nos retrotraen a la infancia y a determinados rituales y ambiente familiar que luego repetimos con nuestros hijos. Estos momentos son susceptibles a toda clase de malestares y conflictos en los que nuestra parte vulnerable puede sentirse descolocada e indefensa, especialmente cuando falta algún miembro de la familia o se está viviendo el duelo de una separación y/o divorcio. Sigue leyendo

Comprensiones junto al fuego

Foto © Aina Climent Belart

Foto © Aina Climent Belart

En las profundidades del invierno finalmente aprendí que en mi interior habitaba un verano invencible. Albert Camus.

Ya han floreciendo los almendros y las mimosas en la isla de Mallorca. Una vez más, vuelvo a ser testigo del renacer de la vida desde las yermas profundidades de la Tierra. El hemisferio norte comienza a desperezarse una vez más del sueño profundo del invierno, como corresponde a los Ciclos perennes de la naturaleza a los que los seres humanos estamos también estamos vinculados. Hay momentos en los que parece que todo esté inmóvil, congelado, y sin embargo la vida yace latente, dispuesta a abrir los ojos, desperezarse y despertar. Los momentos de stand by suelen ser preludio de un cúmulo de eventos, vicisitudes y nuevos acontecimientos. Tomo conciencia una vez más de los Ciclos que rigen la Vida, y de la impermanencia y transitoriedad de todos los fenómenos. Todo fluye, aunque a veces en el ralentizado proceso invernal no me lo parezca. Sigue leyendo

Los alimentos del alma

3 abril, 2014

© Aina Climent Belart

© Aina Climent Belart

Al conocernos más profundamente, al hacernos cargo de nosotros mismos y de nuestras necesidades comenzamos a discernir entre lo que nos apetece y nos conviene, y optamos por elegir aquellos nutrientes que nos sientan bien, aprendemos a alimentar cuidadosamente nuestra alma. Cultivamos relaciones que nutren nuestra vida creativa e instintiva y nos comprometemos a alimentar a los demás de la misma manera. Aprendemos a crear y nos recreamos en nuestro día a día. Elegimos alimentos que nos alcalinizan y relaciones que nos llenan de amor, presencia y verdad. Sigue leyendo

Navidad y Solsticio: abrir el corazón al amor

24 diciembre, 2013

Foto © Aina Climent Belart

Foto © Aina Climent Belart

Todos anhelamos amar y ser amados incondicionalmente, aunque no sabemos muy bien cómo. La vida es una escuela de Amor, aprendemos a amar a medida que vivimos. Anhelamos sentir la plenitud del amor, irradiar luz y alegría hacia los demás, emanar confianza. El amor es apertura. El miedo es la antítesis del amor. Necesitamos hacer el tránsito del miedo al amor. Nuestras defensas egoicas construidas con viejos patrones, creencias y condicionamientos nos impiden abrirnos al amor. De ahí la importancia de tomar conciencia de los patrones de comportamiento adquiridos en la infancia, algunos heredados de los padres e incluso antepasados, patrones ya caducos que representamos en anteriores relaciones que parece hayan quedado adheridos y de los que nos cuesta desprendernos. Sigue leyendo

Sanar es un viaje

21 julio, 2013

 © Aina Climent Belart

© Aina Climent Belart

 

Sanar es un viaje. Un viaje iniciático y transformador cuyo sentido es sanar al niño interior.  Todos tenemos carencias de infancia, a todos nos faltó el amor que necesitamos y en base a esa carencia nos construimos una personalidad para la supervivencia, para adaptarnos al mundo.

Nos creamos una coraza defensiva para protegernos del dolor, y con el tiempo esa coraza nos oprime, estrangula la esencia.

Nos anestesiamos de muchas y variadas maneras para huir del sufrimiento. Sin embargo, es necesario dejar de huir, transitar el dolor, reconciliarse con él. Afrontar el sufrimiento que va inextricablemente unido al crecimiento, y aceptarlo. Mirar al malestar a la cara, tocar el dolor existencial y aceptarlo, lo que nos conecta con el dolor de los demás y nos une a ellos puesto que en el dolor todos somos uno.

Sigue leyendo

Hermano sol, hermana luna

16 julio, 2012

 

Hay películas que vemos en la adolescencia que nos marcan para toda la vida. Una de ellas para mis hermanas y para mi es Hermano sol, hermana luna, de Franco Zeffirelli  (1973), una película sobre la vida de Francisco de Asís (1182-1226).  Ahora que he vuelto de una estancia en Italia, en Le Marque, una zona donde se rodaron algunos de los exteriores campestres, y en Asís y en San Gimignano, donde se rodaron las escenas de interiores y del pueblo, he vuelto a emocionarme con la película y he reconectado con el mensaje de su vida. Una referencia interesante es que las letras y la música son de Donovan. Sigue leyendo

Entusiasmo

6 junio, 2012

 

Foto © Aina Climent Belart

Foto © Aina Climent Belart

“La primera manifestación de la presencia de Dios consiste en un sentimiento de paz inefable, que luego se transforma en un gozo humanamente inconcebible. Una vez que hayas establecido contacto con la Fuente de la verdad y de la vida, estarás fluyendo en armonía con el universo. Al encontrar a Dios en tu interior, lo encontrarás también a tu alrededor, en todos los seres y en todas las circunstancias”.

Yogananda.

La palabra entusiasmo se deriva del término griego enthousiasmos (“en” + “theos”), que significa “estar en Dios” o “estar en lo divino”. Entusiasmo es una exaltación del ánimo por una causa que inspira admiración, fervor o pasión. Un fuerte impulso, una adhesión vehemente hacia algún sueño, no importa si para ello es necesario mucho esfuerzo o empeño.

Sigue leyendo